Volver de vos

Me digo que te conozco

Pero solo sé del sendero cegador

que trazan tus piernas alucinantes

y del desasosiego adolescente

que desborda de tu pelo

en un atardecer de verano;

Solo sé de tus ojos

como espadas en la oscuridad

y de tus hombros como torres

Solo sé del rumor de tus manos

y del instante eterno en que te vas

Sé que existís, como una galaxia

intocable e infinita;

Y cuando me tocás

(Cuando me tocan tus palabras)

como me tocan los rayos del sol,

te entiendo inexplorada

y que los que te ven,

solo te ven a través de un lente

remoto y tangencial

Entonces busco mi traje espacial

y mi nave de impulso warp,

mi jetpack y un blaster

dispuesto a todo

porque sé que sos un viaje espacial

de esos sin retorno

que para explorarte

para saber de verdad

hay que pasar ese punto mágico

en el que para volver,

lo único que queda es seguir adelante

Igual no importa

sé, todavía sin explorarte

que no querría volver de vos

astro rose

Julio

A Bárbara no le importa nada. Seis meses sin verla y entra a mi casa como si nos hubiésemos visto ayer; Pero tiene razón: se siente como si la hubiese visto, no digo ayer, pero sí la semana pasada. Entiendo la diferencia por una cuestión física. La última vez que vino hacía calor y estaba semidesnuda. Hoy está de jeans, botas y una campera de pluma de esas simil técnicas que usan todos. Igual noto que está más flaca y algo pálida.

_ Hola pelotudazo. Te extrañé _  Me da un pico medio fuerte que me choca contra los dientes y que me duele después de las trompadas de Juan Carlos.

_ Despacio B.; me duele

_ ¿Contra que chocaste?_ me hace reír, como siempre. No tanto lo que dice, si no cómo lo dice.

_ Contra un ex boxeador. La clase de incidentes en los que ya no debería meterme.

_ Es porque no estoy en tu vida, pajerito. No sabés como distraerte. Seguro había una pendeja boluda de por medio.

_ Sí estás en mi vida pero no te creas imprescindible y no había ninguna pendeja _  No le miento porque estrictamente hablando no hay nada. Me ignora, como hace siempre y hace bien. Se acerca a la mesa y ve la pila de libros desordenados. Toma uno y lee la cubierta…

_ ¿”Historia del Regimiento de Granaderos a Caballo. Tomo 1”; ¿Hay un tomo 2 de esta poronga…? _ Boludo, ¿que te pasa? ¡Me extrañás de verdad!

_ Estoy en el medio de un bloqueo de escritor. Lo tomo como un interludio pero solo logro odiarme…

_ Me extrañás nabo _ me lo dice bajito, tocándome el culo. Sí extrañaba esta cosa autosuficiente y arrolladora de Bárbara.

… pero también logré dibujar  un set completo de mi versión de la Liga de la Justicia

_ Interesantísimo. Me estarías excitando con eso.

_ Profundicé mi conocimiento sobre el papel de la caballería en las guerras de independencia.

_ ¿Estás tratando de seducirme? Sabés que las tácticas de caballería ligera son mi debilidad.

_ También releí la poesía de Bukowski,

_ Upa…

_ Y a Ernest Cline: su nerdismo me es referencial.

_ Basta Salvador; esto es casi una violación._ Es tan tarada que me hace cagar de risa la boluda, pero la miro con seriedad. Igual sabe que soy vulnerable a su humor.

_ Y bosquejé un ensayo sobre el auge y declive del asalto paracaidista como táctica durante la segunda guerra mundial. _ Termino de decir eso y se agarra las tetas con un gesto lascivo. Yo la miro  entre impasible y con fastidio simulado.

_ Y entendí la imposibilidad de traducir correctamente a Cummings, among other things…

_ Recitame a Cummings putito. En serio.

_ Fui a ver Mad Max y me encantó. ¿Vos en qué andás?

_ Dale paja. Recitáme a Cummings._ me agarra las manos, entrelazando los dedos.

_ I like my body when it is with your

body. It is so quite new a thing.

Muscles better and nerves more…

_ Salvador…

_ Callate Bárbara. “I like your body.  I like what it does,

i like its hows.  i like to feel the spine

of your body and its bones,and the trembling

-firm-smooth ness and which i will

again and again and again

kiss,

_Ahora en castellano. Y desnudo.

_ No se puede traducir a Cummings. No se puede bien. “ I like kissing this and that of you,

i like, slowly stroking the,shocking fuzz

of your electric furr,and what-is-it comes

over parting flesh….And eyes big love-crumbs,

and possibly i like the thrill

of under me you so quite new

_ Intentalo putito. Confío en vos._ “Confío en vos”, me dice la hija de puta. _ “Quiero mi cuerpo cuando está con tu

cuerpo. Es algo tan nuevo. _ Voy a hacer siempre lo que me pida, aunque esté mal.

“Los músculos mejor y aún más los nervios.

quiero tu cuerpo. Quiero lo que hace,

quiero sus modos…” _  me abraza y también me mete la mano por todos lados.

_ B. , tenés las manos heladas.

quiero el tacto de su espina

dorsal, sus huesos y la palpitante

-lisura-fiel que he de

otra vez otra y otra

besar, quiero besarte aquí y allí,

_  Sí.  Calentámelas.

_ “quiero, lentamente palpar, rozar el vello

de tu eléctrica piel, y aquel que nace

sobre la hendida carne… Y grandes ojos migas de amor,

_ Viste que podías en castellano. _ Apoya la cabeza en mi hombro y me abraza sin final metiendo las manos por el cuello de la camisa y por atrás de la espalda, tocándome la piel, desacomodándome la camisa y todo. Bárbara está en mi vida para eso, para desacomodarme todo.

_“y tal vez quiero el estremecimiento

bajo de mí de ti tan nueva”.

_ Recitame otro, pero desnudo._

_ Lo que vos quieras pendeja del orto.

Que seas de nadie

Me gusta que no seas mía

y que seas de nadie

me gusta la cacofonía de tu nombre con la soledad

y el eco de tu risa en el temor de los demás;

Me gusta la lluvia en tu piel

Tu pies contra la ventana

Un libro sobre el estómago

y el olor eterno de tu cabello en la habitación;

Me gusta tu forma de habitar,

tu segundo nombre

y la forma en que comés una hamburguesa;

Me gusta que sabés más que los demás

que me sabés tosco y ridículo

y tu forma de soltar las cosas;

Me gusta que sos de combate,

que sos táctica,

que sos blindada.

Me gusta que igual,

un día vas a necesitar a un héroe enloquecido

y voy ahí para darte hasta mi sangre.

Y voy a hacer lo que me pidas

incluso darte un rato mi soledad enorme

que es lo único que tengo.

Me gusta que quizás un día

te encuentre en un rincón asiático

por pura casualidad,

(vos dirías que fue Dios)

y nos vamos a reír

y te vas a subir a mi moto

porque sabés que sé a dónde ir.

Me gusta que al final

cuando sea el final de verdad,

nada va a importar tanto,

y voy a recordar tu risa.

Esa risa alucinante que espanta el dolor;

y me dice que está bien amarte.